#HayVidaMásAllá

Publicado en

Sevilla-510.jpg
No voy a hablar de esoterismo ni de temas paranormales de momento, aunque haya por ahí algo pendiente y el título sea muy intuitivo. Siempre decimos que en la variedad está el gusto y no solo el gusto si una de las formas más sencilla de enriquecernos el ser humano, sobre todo aprendiendo a callar y dejando paso a escuchar a gente interesante.

Siguiendo a gente en las redes sociales se descubre parte de la personalidad del que hay al otro lado, desarrollando cierta psicología al leer comentarios y demás publicaciones, desde blogs a galerías fotográficas, incluso monotemizando parcelas del periodismo no registradas y sacándoselas de la manga. Es increíble la capacidad de inventar para ganarse unos pocos euros en época de vacas flacas.

El tema no es el periodismo ni mucho menos, la cuestión que nos ocupa es el monotema y sin acritud, bien sea política, economía, fútbol, toros, cine, música, cofradías, medios y un largo étcetera. Entono el mea culpa por si he caído en uno de ellos, pero día a día intento que no sea así, siguiendo y empapándome de la actualidad aunque ponga más atención en las noticias amables y de cultura en su extenso concepto.

Desde hace tiempo me he reencontrado con periodistas y compañeros, viendo la facilidad, la versatilidad para informar y tratar temas de actualidad sin encasillarse. Es muy aburrido leer a una persona todos los días del año hablando de lo mismo, dentro y fuera de internet cuando es un tema pasado de temporada, le cambias el tema de su conversación y se queda fuera de juego; Quizás sea por comodidad o inercia mirar con un solo prisma en una sola dirección sin salirnos del carril, lo que más preocupante son las personas jóvenes que deberían de tener otras perpectivas teniendo al alcance miles de alternativas, sin llegar a estar en la facultad, con solo desarrollar alguna actividad laboral.

Ni voy ni quiero sentar cátedra pero señores, los turrones en navidad y las cruces en Mayo y el verano en Rota, Chipiona, Sanlúcar de Barrameda o Matalascañas quien se lo pueda permitir; cada cosa a su tiempo hay para todo y para todos; pero si estamos todo el año hablando de lo mismo nos saturamos y llegamos a ser aburridos sin ilusión cuando venga el tiempo apropiado e insisto que a lo mejor el primero soy yo el que caigo sin darme cuenta.

Los medios de comunicación, viajar, conocer gente de otros lugares y las relaciones humanas marcan el tiempo y el ritmo pero debemos saber escoger un 'menú variado' para poder lograr enriquecernos y aportar puntos de vista diferentes en el momento que nos encontramos, será crecer internamente planteándonos la forma directa de intercambiar información con los demás sin pasar a lo absurdo.

Otras de las posibilidades que se nos brindan son el placer es la lectura de temática variada, las exposiciones, conciertos y cultura en general. No vamos a escribir un artículo de opinión en un periódico ni tampoco un best seller pero si tendremos la capacidad de alternar temas y ofrecer una tertulia amena, bien sea en foros de internet o de tú a tú.

@EstebanRdM

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:

Comentar este post